Sus resultados de búsqueda

Crece el fraude a las aseguradoras según los detectives privados

Publicado por claramonte en 11/11/2015
| 0

El fraude, siempre ha existido, pero la crisis económica lo está haciendo crecer exponencialmente estos últimos años.

¿ Qué es el fraude o estafa ?

El fraude es la acción de engañar o mentir a otro para beneficio propio, siendo este engaño, una estafa o acto de delito contra la propiedad o el patrimonio de otra persona.

Hace unas décadas los fraudes empresariales que se pusieron de moda fueron  las estafas piramidales también conocidas como el timo del nazareno.

Actualmente y desde la llegada de la crisis, han incrementado mucho las pequeñas estafas, sobretodo desde 2011, internet y los medios de comunicación están llenos de artículos sobre el incremento exponencial de los intentos de estafa a las aseguradoras , por parte de particulares o pequeña y mediana empresa.

Pero el fraude siempre se reinventa, y si hace una década las estafas piramidales estaban de moda,  desde hace unos años nos encontramos con nuevas versiones de el fraude, con casos de pishing y de vishing. Son prácticas o casos fraudulentos de robo de información confidencial o de datos privados como datos financieros, datos bancarios o de identidad, bien suplantando la identidad, en el caso del pishing, o bien mediante protocolos de voz sobre la red IP, en el caso del vishing. En general, son fraudes más profesionales como grandes estafas de bandas organizadas, que han proliferado mucho con estafas para el robo de datos en internet. Éste tipo de estafa o fraude precisa de investigadores especializados en informática forense, son péritos informáticos.

Estadísticas sobre el fraude;

Si lo traducimos en números, estadísticas realizadas indicaron que de 2011 a 2012 aumentaron los intentos de fraude a las aseguradoras un 12% , de 130.959 casos a a 146.792. (Según el informe presentado por el Icea, Investigación Cooperativa entre Entidades Aseguradoras y Fondos de Pensiones. ) Y traducido en trabajo para nuestra profesión, la Investigación de estafas o casos de prevención de fraudes económicos, según la APDPE, Asociación Profesional de Detectives Privados de España, aumentaron un 5%.

Y que en el sector del automóvil, estos porcentajes fueron aún mucho mayores, de 2011 a 2012 hubo un 72% más de intentos de fraude, y de 2009 a 2012 el doble.

En una encuesta realizada a varios millones de conductores de automóvil, hasta un 30% consideraba la posibilidad de estafar si supiera que no lo pillarían, y las justificaciones más oídas fueron que “lo hace todo el mundo” y que “lo haría para arreglar golpes u otros daños que ya tenía en el coche.”

La consecuencia de esta actitud individualista la pagamos todos, repercute en todos los asegurados. En concreto en el sector del automóvil, el incremento medio de la póliza a terceros es de un 16%. Por ejemplo de un seguro a terceros que nos costara 300 €, 48 se pagarían por lo que estafan otros asegurados.

Es una de las consecuencias de la situación económica que estamos viviendo, pero también es cierto que hay personas que viven de ello, son auténticos estafadores o profesionales del fraude, y siempre han existido.

Casos de investigación de fraude más habituales;

Los fraudes más habituales son para arreglar daños en el automóvil, como golpes o averías mecánicas. Y le sigue el fraude en accidentes de tráfico, donde se declaran más heridos de los que había en realidad, o se pide prestación de incapacidad, cuando no la hay. Son las lesiones fictícias o lesiones preexistentes consideradas consecuencia de un accidente de tráfico; partes de lesiones con bajas fingidas por dolores de espalda, de cuello u otros. Los estafadores juegan con lesiones de difícil diagnóstico, debido a que es muy complejo saber si existe o no ese dolor, es muy subjetivo. Si aún existiendo un informe médico, se considera sospechosa la lesión y se cree pudiera ser un fraude a las aseguradoras … aquí entra el trabajo de los detectives, aportar pruebas para que el seguro pueda demostrar si existe o no la lesión.

La investigación de fraudes, no se centra sólo en las estafas que hemos comentado, hay por supuesto muchos otros tipos de fraudes que investigar, como las bajas laborales fraudulentas o bajas fingidas, los fraudes de patentes y marcas, la duplicidad de empleos, protección de I + D, alzamiento de bienes, seguimiento de morosos, irregularidades en la concesión de subvenciones, duplicidad de empleos, fraudes de patentes y marcas, ..etc entre otros casos de investigación de estafas.

Los objetivos de los detectives privados son la prevención del fraude y la investigación de estafas;

Los seguros responden contratando detectives privados para descubrir el posible fraude. Las agencias de investigación privada investigan el caso y aportan pruebas, sobretodo gráficas, que permitan a la aseguradora demostrar si existe o no estafa, sin ninguna duda.

 

Haz click y envianos un whatsapp y te responderemos tan pronto nos sea posible!

Envíanos un WhatsApp

Comparar Listados